Back to top
Budding Prospects, un clásico contemporáneo stoner

Ahora que escribimos propósitos que nos gustaría cumplir durante el año que empieza, seguro que muchos de nosotros hemos incluido el típico de “leer más”. Hoy te proponemos un clásico stoner, Budding Prospects, de un autor contemporáneo un poco desconocido en nuestro país, TC. Boyle. Porque siempre es un buen momento para sumergirse en una buena historia.

Thomas Coraghessan, Boyle, T. C. Boyle para los amigos, es un autor neoyorkino reconocido internacionalmente, que ha sido traducido a más de una decena de idiomas. Sin embargo, parece que el motivo de que en España no hayan llegado todos sus títulos en nuestro idioma se encuentra en que ninguna editorial ha sabido reunir su trabajo alrededor de alguna colección que diera sentido a su obra. Por eso tenemos acceso a libros aleatorios, por editoriales aleatorias. Las mujeres (Impedimenta), El balneario de Battle Creek (Anagrama), El pequeño salvaje(Impedimenta) o Música acuática (Impedimenta) son algunos de los títulos que podemos encontrar en las librerías. Sin embargo, no hemos tenido tanta suerte con otros, como Budding Prospects (1984), el libro del que hablamos en este post. Pero como es un libro que se lee fácilmente y cada vez más gente sabe inglés, este motivo no ha sido impedimento. 


TC. Boyle

El protagonista de Budding Prospects es Felix Nasmyth, un joven un tanto nihilista, que narra en primera persona sus vivencias. Él mismo les cuenta a los lectores que siempre abandona los proyectos que empieza, es un tanto inconstante en la vida. Un amigo le convence para participar en un campamento de verano en California, y justo allí, en Mendocino, hay un lugar con una zona aislada donde puede cultivar marihuana a gran escala. Aunque se trata de un negocio ilegal, por una vez en su vida nuestro protagonista siente que algo le apasiona. Necesita probarse a sí mismo y decide seguir adelante. 

Además, parece que hay una posibilidad bastante grande de conseguir una gran cantidad de dinero, medio millón de dólares libres de impuestos de su cultivo de Cannabis Sativa. Sin embargo no todo es tan bonito y algunos personajes se interpondrán en su camino: los vecinos del California del Norte, las lluvias torrenciales, osos, ratas y hasta el nuevo amor de Félix, una escultora de la que se enamora. 

No vamos a desvelar qué ocurre al final, pero sí que es una aventura con toques de picaresca en la que todo lo que puede salir mal saldrá mal, aunque siga habiendo esperanzas y, por supuesto, risas. Su lectura es fresca, divertida e ingeniosa, un estilo que suele caracterizar al autor. Muchos fans de Boyle han dicho que es un libro brillante y otros muchos que no es su mejor novela, algunos incluso han escrito que es una pérdida de tiempo. Pero no podemos quitarle el mérito de estar bien escrita, ser entretenida y, con seguridad, actuar como gancho hacia algunas de las 16 novelas del autor. 

Aunque en algún momento una de sus intenciones fue ser cantante de un grupo punk, Boyle decidió quedarse con las historias escritas, donde ha sido muy prolijo, escribiendo 16 novelas y más de 100 cuentos cortos. Está considerado uno de los autores norteamericanos más importantes del momento. En 1988 ganó el premio PEN/Faulkner y una de sus novelas, The Tortilla Curtain fue llevada a la gran pantalla. Sus relatos han aparecido en las más prestigiosas publicaciones mundiales como Esquire, Playboy, GQ, The New Yorker o Harpers Bazaar y es profesor de inglés en la Universidad de California del Sur.

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

Comentarios

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.