Back to top
La lucha contra la diabetes podría encontrar un aliado en el cannabis

La diabetes es uno de los males de la sociedad actual. En 30 años el número de enfermos por esta afección se ha cuadriplicado. Por eso, descubrir que quizá el cannabis pueda plantear una solución a sus síntomas es una buena noticia más que se puede sumar a los efectos terapéuticos comprobados de la planta. 

Hay dos tipos de diabetes: 1 y 2. La primera se da porque el páncreas no puede producir insulina, la hormona que necesitamos para convertir la glucosa en energía. La segunda es la enfermedad más común y se produce cuando el páncreas no produce suficiente insulina o las células de nuestro cuerpo no reaccionan como deberían. Según la OMS, esta enfermedad se ha multiplicado por cuatro durante los últimos 30 años, llegando a 422 millones de personas en todo el mundo. 

Según los últimos estudios, la marihuana podría mejorar algunos síntomas que se asocian a la diabetes, como la regulación de los niveles de azúcar en sangre, la reducción del dolor neuropático o la reducción del daño cardiovascular. Los científicos creen que los cannabinoides pueden ser la solución a las afecciones de la diabetes que afectan principalmente al sistema inmune, la inflamación excesiva y el estrés oxidativo. 

La solución a la diabetes 1, según los investigadores, sería desacelerar la enfermedad en sus primeras etapas. Un estudio llevado a cabo por el Doctor Raphael Mechoulam y su equipo con CBD en etapa temprana demostró que este cannabinoide mejoraba las manifestaciones de la enfermedad. Otro estudio con THC redujo los niveles de hiperglucemia, así como los marcadores de la inflamación y la disminución en la pérdida de la insulina pancreática. Sin embargo, estas pruebas se han realizado con ratones. Hasta la fecha no se han hecho ensayos clínicos en humanos.

“La diabetes tipo 2 sí ha realizado ya pruebas con humanos y cannabis”

La diabetes tipo 2 sí ha realizado ya pruebas con humanos y cannabis, obteniéndose resultados prometedores. Un estudio de cinco años realizado en EE.UU, “El impacto de la marihuana en glucosa, insulina y resistencia a la insulina entre los adultos de los EEUU”, demuestra que los consumidores regulares de marihuana tienen los niveles de insulina un 16% más bajos en ayunas. Los resultados también sugieren que la planta tiene un impacto en el sistema metabólico del cuerpo. 

Comúnmente la obesidad se relaciona como causa de la diabetes resistente a la insulina. El cannabidiol es un agente antiinflamatorio y se ha demostrado que regula la inflamación excesiva. Además, los cannabinoides protegen contra el daño que causa el estrés oxidativo, ya que son potentes antioxidantes, más que las vitaminas C y E. Prueba de ello es que el Gobierno Federal de los Estados Unidos tiene una patente para los cannabinoides como antioxidantes. Sin embargo, la eficacia de la terapia antioxidante no ha sido probada en diabetes, pero podría explicar algunos testimonios de personas que han frenado complicaciones asociadas a la diabetes por ser consumidores habituales de cannabis.

También hay evidencias pre-clínicas que demuestran que el CBD podría aliviar las neuropatías diabéticas, esto es, el dolor, el hormigueo o el entumecimiento que afecta a las extremidades del cuerpo en un 70% a los enfermos con diabetes. Los estudios clínicos en seres humanos ofrecen resultados variables. Un estudio con Sativexdemostró que este fármaco compuesto de cannabis era un poco más beneficioso que el placebo. 

La diabetes también produce desprendimiento de la retina, siendo la principal causa de ceguera adquirida en los países desarrollados. De nuevo la glucosa, la respuesta inmunitaria inflamatoria y el estrés oxidativo están asociadas a la enfermedad. Se cree que el cannabidiol puede actuar como antioxidante para neutralizar los superóxidos tóxicos. Por ahora, casi todas las conclusiones sacadas en estas investigaciones son conjeturas, ya que no se ha probado en seres humanos. ¿Será el cannabis el mejor aliado de la diabetes? Esperamos tener buenas noticias pronto que lo confirmen.

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

Comentarios

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.