Back to top
Sind Cannabis und Sport miteinander vereinbar?

El cannabis está cada vez más aceptado en la sociedad y su legalización se va extendiendo; esto hace que penetre más y más en el mundo del deporte profesional y aficionado. Aunque el consumo de cannabis esté prohibido, ya que se considera una forma de doping en muchas disciplinas, en la práctica, se ha mostrado que es una forma efectiva de medicina, que le ayuda a nuestro cuerpo a regenerarse después de esfuerzos fuertes.

Especialmente en los EEUU, es cada vez más común la discusión acalorada entre jugadores activos y retirados de dos de los deportes más populares en América (jugadores de baloncesto de la NBA y jugadores de fútbol americano de la NFL), así como oficiales, para ver si se debería eliminar el cannabis de la lista de sustancias prohibidas para el tratamiento de las lesiones más prevalentes y duraderas, o complicaciones post operatorias de jugadores en los estados donde el cannabis es legal.

Europa se queda rezagada

En el otro extremo, en Europa las aguas aún están bastante calmadas en el mundo del deporte profesional en relación al cannabis. Sin embargo, en los círculos de deporte aficionado, podemos encontrar a muchos jugadores de fútbol, baloncesto o de volleybol, ciclistas o corredores que utilizan preparaciones caseras a base de cannabis (cremas, bálsamos, tinturas) para el tratamiento de lesiones pequeñas, tales como abrasiones, contusiones, tendones extendidos o esguinces.

En Europa no se está dando la discusión sobre el tratamiento de lesiones más serias (conmociones o fracturas y sus consecuencias), ni por parte de atletas, ni de doctores. Sin embargo en EEUU es un debate bastante importante ahora. Para los atletas profesionales, la presencia de THC en su cuerpo es un factor importante, incluso cuando se trata de restos. Resumiendo: un paciente o deportista profesional que utilice cannabis medicinal legal que contenga algo, incluso una parte mínima de THC (que se encuentra en casi todo el cannabis en el mundo), puede que muestre positivo en las pruebas de drogas y podría ser castigado con una inhabilitación, una multa, etc… Incluso aunque tenga una prescripción de su médico.

Acabar con la lucha contra el THC

Uno de los primeros ejemplos famosos de esta reacción tan injusta fue el caso del luchador de Artes Marciales Mixtas Nick Diaz en 2015, quien mostró positivo en marihuana y fue castigado con 5 años de inhabilitación y una multa de muchos miles de dólares de la Comisión Atlética Nevada en Las Vegas. Al mismo tiempo, es un paciente legítimo de cannabis en su casa en California y esta hierba le ayuda a paliar con los daños neurológicos provocadas por lesiones repetidas en la cabeza.

Sin sentido

Se trata de un hecho probado científicamente hoy en día que el cannabis, independientemente de su contenido en THC, no puede considerarse dopaje de la misma forma que se considera los estimulantes. Por esto, su prohibición en los deportes carece de toda lógica y se basa simplemente en la prohibición general de esta planta, otro hecho sin sentido. Al menos la Agencia Mundial Anti-Doping ha aportado algo de sentido común a este asunto y ha anunciado que “cannabidiol (CBD)se eliminará de la lista de sustancias ilegales”. Al mismo tiempo, la agencia advirtió que el cannabidiol extraído de una planta puede contener aún varias cantidades de THC, lo que sigue siendo ilegal”.

Una mirada al futuro

Desde el desarrollo durante los últimos años, especialmente en los Estados Unidos, es obvio que en el mundo del deporte profesional, se está dejando de considerar el cannabis como una droga que causa daño. Sin embargo, al igual que en otras áreas, incluso aquí pasará algún tiempo antes de que todas las partes interesadas en el mundo se den cuenta de se trata de una hierba con fines medicinales principalmente. Alguien que pueda ayudarle a los atletas profesionales y aficionados - bien sea “solamente” motivándoles para conseguir mejores resultados, ya sea aliviando síntomas dolorosos de varios tipos de lesiones, o incluso protegiendo su cerebro y como coadyuvante a los tratamientos para daños por traumatismos en la cabeza.

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

Comentarios

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.