¡Atención a la calidad del agua!

¡Atención a la calidad del agua!

Por: Redaccion Blog

Prestar atención al agua que se utiliza para regar las semillas de marihuana es fundamental. La importancia del agua reside en que se trata del elemento que transporta sales minerales, nutrientes y oxígeno desde el sustrato hacia las células de la planta.

El agua utilizada para regar las plantas debe tener unos criterios de calidad. Por lo general, los parámetros más importantes que se deben controlar en el agua son la cantidad de sales disueltas y el pH.

Se considera agua blanda aquella que contiene menos de 50 mg/litro de calcio, por lo que sería necesario añadir calcio y magnesio hasta niveles de 100- 150 mg/L.

Cuando el agua es muy dura, por encima de los 180 mg/L, sería necesario el uso de descalcificadores o filtros de ósmosis inversa para reducir la dureza. Se evita así la precipitación de sales sobre la superficie de la raíz y que pueda ocasionar efectos tóxicos.

Además en un agua muy dura no queda espacio salino para poder añadir fertilizantes y obstaculiza la nutrición de la planta. 
Para poder determinar la calidad salina del agua se puede medir su conductividad eléctrica (EC). El agua de calidad es aquélla que tiene entre 200 y 350 µS/cm (microsiemens por centímetro), lo que permite un margen bastante amplio para la adición del fertilizante. Al añadir el fertilizante se aumenta la EC hasta un valor de 1.2 µS/cm en el periodo de crecimiento y hasta 1.8-2.5 µS/cm en el periodo álgido de floración.

El pH del agua debe ser ligeramente ácido para un correcto transporte de todos los nutrientes, siendo el pH óptimo el situado entre 5.8 y 6.2 si se trata de sistemas hidropónicos y entre 5.8 y 6.2 para tierras.

Desde el banco de semillas de marihuana Kannabia, debemos dejar patente, que según la legislación vigente en España:

  1. Que el cultivo sólo lo puede ser para el consumo y abastecimiento propio.
  2. Que el uso y la finalidad del autocultivo ha de ser terapéutica.
  3. Que la plantación debe llevarse a cabo en la intimidad. Idem en cuanto al consumo.

Y lo más importante, asumimos que al pasar la consulta te refieres a un autocultivo pequeño.

Kannabia Seed Company vende a sus clientes un producto de colección, un souvenir. No podemos y no daremos consejos de cultivo ya que nuestro producto no está diseñado para este propósito.

Kannabia no se responsabiliza del uso indebido que terceros hagan de la información publicada. El cultivo de cannabis para consumo personal es una actividad sujeta a restricciones legales que varían de estado a estado. Recomendamos consultar la legislación vigente en su país de residencia para evitar la participación en cualquier actividad ilegal.

Comparte: