Back to top
La Ruidoteca Vol. II

The Brian Jonestown Massacre – Vad hände med dem 

La banda estadounidense The Brian Jonestown Massacre lleva desde los noventa publicando discos, en una carrera irregular con altibajos, una situación típica de bandas que no se toman muy en serio lo que esperen desde fuera. Ese es el camino y la actitud para crear algo personal o es cómo lo siente su principal compositor, líder y guitarrista Anton Newcombe, quien ha llevado a cabo el proceso de mezcla y grabación de muchos de esos trabajos. A la banda de San Francisco le importa poco lo que piense eso llamado público y su siempre limitada visión sobre lo que se cuece en el seno de la evolución del sonido de una banda. Solo de esta manera pueden hacerse trabajos como Revelation (A Records, 2014), un disco personal que tiene magia y delicadeza en su interior.

Es curioso escuchar el desarrollo de Revelation. La vertebración del disco se elabora a través de unas cuantas notas, acopladas perfectamente a esa personalidad folk de la que bebe la banda, en un alarde de minimalismo compositivo que desemboca en algo mayor al ver la cantidad de recursos sonoros y estructurales que consiguen superponerse a esa idea. Al irnos familiarizando con estas notas a lo largo del disco, ya sea en forma de acordes o arreglos de distinta naturaleza, provoca ese efecto reminiscente que nos mantiene conectados y da sentido al bloque musical. Un recurso simple y realmente complejo en la composición, pero de una belleza muy especial en las sensaciones que transmite y que sirve para construir el relato sonoro del disco. De esta manera Revelationqueda atado en el recuerdo de esas notas y otros elementos, aportando coherencia conforme va creciendo el desarrollo psicodélico del disco.

El tema que archivamos en nuestra Ruidoteca “Vad hände med dem” respira esa esencia krautrock en su uniformidad rítmica y en la capacidad de síntesis, con la que se abre el disco. Menos en más. Una melodía vocal que marca el camino por el que las capas instrumentales crecen para vitalizar esa energía con la que se insufla este himno generacional. “Vad hände med dem” lo consigue, en un álbum que se ve influenciado por tendencias germanas, tanto en esos bloques estructurales como en los elementos electrónicos. Revelation fue grabado y mezclado en el estudio de Anton Newcombe en Berlín, lo que nos hace sospechar la exposición de la banda americana al krautrock alemán, con el que ya había coqueteado en discos anteriores y que de una manera elegante, se superpone al sonido psicodélico y poliédrico de la banda de San Francisco.

Harrison Ford Fiesta – “Lonely Ben”

Tras el nombre de coña de Harrison Ford Fiesta se oculta algo muy serio, jugando con la idea musical de lo que realmente representa esta banda afincada en Tarragona. Con su LP homónimo Harrison Ford Fiesta (Foehn Records, 2015) nos dejaron un disco con ese regusto por la nouvelle chanson con trazos folk psicodélicos, que se ven envueltos por la personalidad en la voz de Romain, su cantante. Un disco con una narrativa cálida y delicada, a veces luminosa y otras con un cariz más oscuro como el tema que pinchamos hoy en nuestra Ruidoteca: “Lonely Ben”.

Me sorprendió esta canción en el bloque de su LP, pero de alguna manera encajaba al estar conectada con esos elementos experimentales y psicodélicos que flotan por todo el trabajo. Cuando irrumpe arrastra la sombría atmósfera de los otros temas de Harrison Ford Fiesta pero de una manera mucho más épica. “Lonely Ben” recuerda a esos Pink Floyd de su primera época por temas como “Careful with that axe Eugene”, con una orgía inquietante de sonidos en la que la esencia naif de la banda de Tarragona le da el contrapunto para sumergirnos en esa oscuridad que va apoderándose del tema. La psicodelia y la tensión van creciendo conforme se van añadiendo recursos muy variados que elevan a la canción para luego descender al averno sonoro, donde los elementos experimentales nos atrapan para irnos soltando y aproximarnos a esa luz que se asoma al final del túnel. Todo un temazo de Harrison Ford Fiesta que consigue llevarnos por una montaña rusa de sensaciones que hará las delicias de los amantes del folkrock psicodélico.

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

Comentarios

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.