mitos_principal

10 leyendas urbanas del cultivo de marihuana que son más un mito que una realidad

Por: Daniel C. Cultivo

Existen muchos consejos sobre cómo cultivar marihuana. De hecho, todo el mundo tiene una opinión al respecto, especialmente en los foros de internet. Pero al final del día, el cannabis sigue siendo una planta que en realidad crece igual que una de repollo o de tomate. Por tanto, cíñete a lo básico, presta atención a los detalles y confía en tu propio juicio, para no caer en leyendas urbanas que pueden provocar más daños que beneficios.

La planta de cannabis existe en este planeta desde hace miles de años. Sin embargo, debido a la criminalización, la investigación de las mejores prácticas agrícolas sigue siendo limitada. Históricamente, los cultivadores de marihuana novatos dependían principalmente del boca a boca para aprender cómo crecen mejor sus plantas.

La naturaleza clandestina del cultivo de cannabis ha permitido que muchos mitos impregnen la cultura popular. Y aunque hay algo de verdad en ciertos cuentos de viejas, como cosechar por la noche cuando las temperaturas son más frescas para proteger los terpenos volátiles, muchas de las fábulas supervivientes están lejos de ser un hecho aceptado hoy en día. 

Echamos un vistazo más de cerca a 10 mitos populares sobre el cultivo de cannabis: ¡sigue leyendo para descubrir si son realidad o ficción!

El ciclo de oscuridad debe ser completamente oscuro

Hay que tener en cuenta que la marihuana es una planta muy versátil y resistente. ¿Cuándo fue la última vez que viste una noche completamente oscura? Por lo general hay luz de las estrellas o luz de luna. Y, sin embargo, tus plantas en exterior parecen estar bien. La investigación en realidad muestra que las plantas responden a la luz de la luna. Durante la etapa de floración, cuando las 12 horas de oscuridad son críticas, la luz de la misma intensidad que la luz de la luna estimula la floración. Oscurece tu cuarto de cultivo todo lo que quieras, pero no te asustes si hay una ventana o dos. La luz de la luna podría ayudarte.

Las plantas de cannabis no pueden absorber la luz verde

Que las hojas de las plantas sean verdes, por lo que los fotones verdes no son importantes en la fotosíntesis, ha sido un dogma en la iluminación del cannabis hasta hace poco, cuando los avances en la tecnología LED demostraron lo contrario. A medida que la luz de espectro completo incide en la planta, gran parte de los fotones azules y rojos se capturan en la parte superior, mientras que los verdes penetran profundamente en el dosel vegetal y son capturados por otros pigmentos fotosintéticos. La luz verde en realidad pasa a través del tejido de la planta a un mejor ritmo y puede favorecer un crecimiento más denso. Además, la luz verde es menos estresante que otros colores en el espectro de luz, lo que permite el uso de bombillas verdes cuando se trabaja con el cuarto a oscuras.

La marihuana necesita una temperatura constante de 22-26 ºC

El cannabis, como la mayoría de las plantas que evolucionaron en climas no tropicales, es termoperiódica, es decir, requiere de oscilación de temperatura entre el día y la noche. Esto significa que es más saludable cuando las temperaturas nocturnas caen entre 10 y 20 °C por debajo de las máximas diurnas, que esforzarte en mantener una temperatura constante. Y con la que está cayendo, cualquier ahorro de energía es una bendición.

Puedes saber el sexo de tu planta por la cantidad de puntas de las hojas 

La explicación detrás de esto suele ser que los genes que controlan el sexo están vinculados a los genes que determinan la estructura de la hoja. Entonces, si tienes una planta con hojas de [X] folíolos, ¡es una niña/niño! Esto definitivamente no es cierto. El número de puntas de las hojas no tiene nada que ver con el sexo de la planta, ya que está relacionado con el estrés y las condiciones variables a lo largo del cultivo. El número más común de folíolos es 7, aunque se pueden ver hojas que tienen hasta 13. ¡El número tampoco es exclusivo de ninguna variedad!

Orinar sobre tus plantas las ayudará a crecer mejor

Por extraño que parezca, esto se basa en un hecho real. La orina tiene un alto contenido de nitrógeno y las plantas necesitan nitrógeno para crecer. Pero orinar en tus plantas es una mala idea. ¿Has visto lo que sucede cuando el perro orina en el mismo lugar del césped todos los días? Quema la hierba. Si es necesario, puedes usar tu orina como un aerosol fertilizante ocasional diluyéndola con 10 partes de agua por 1 parte de orina. No rocíes tus plantas más de una vez cada 3 semanas más o menos. Tu orina es algo poderoso y todo poder conlleva una gran responsabilidad (sobre todo si alguien te pilla miccionando en una botella).

Regar tus plantas con zumos u otros líquidos sabrosos mejorará el sabor de los cogollos

Nada más lejos de la realidad. Desafortunadamente, darle zumo de naranja a tus plantas de marihuana no hace que los cogollos sepan a naranjas. Si las plantas adquirieran el perfil de sabor del abono con el que se fertilizan, los vegetales de la huerta sabrían a estiércol de caballo. El sabor es una cuestión de genética, por lo que hay algunas cosas que puedes hacer para cultivar cannabis más sabroso: además de elegir una variedad sabrosa como Cherry Dream o Gelato-K, secar tu cannabis lentamente y curarlo con paciencia es la mejor manera de retener el máximo nivel de terpenos. 

Secar las plantas boca abajo aumentará la potencia de los cogollos

Los expertos recomiendan colgar las plantas boca abajo durante la fase de secado, pero no porque esto haga “bajar” la resina y aumente los niveles de THC de los cogollos. Simplemente, colgando boca abajo hacemos que las hojas de azúcar se sequen alrededor de los cogollos y los protejan hasta que se corten, ayudando a retener el contenido de terpenos y cannabinoides al ralentizar el proceso, dando a la clorofila y los azúcares restantes el tiempo adecuado para descomponerse. Esto permite un curado más uniforme y una mejor experiencia de fumar en general, pero obtener más THC simplemente no sucederá. 

Los cogollos son más potentes cuando se les da un ciclo oscuro prolongado justo antes de la cosecha 

Algunos cultivadores ponen sus plantas a oscuras durante 2 o 3 días justo antes de la cosecha para aumentar la cantidad de tricomas y la potencia general de sus cogollos. La idea es estresar a la planta de una buena manera. Suena plausible, pero hasta ahora no hay mucha evidencia de que esto sea efectivo. No es que no funcione para otras finalidades. Por ejemplo, muchos terpenos son volátiles y se evaporan a temperaturas cálidas. Tan pronto como las luces de cultivo se encienden, comienzan a desaparecer. Mantener las plantas en la oscuridad hasta el momento de la cosecha les da a estos delicados terpenos la oportunidad de llegar al cuarto de secado. 

Puedes distinguir una semilla masculina de una femenina por su aspecto

La gran mayoría de los cultivadores esperan plantas femeninas, ya que son las que producen cogollos abundantes; pero tratar de detectar una diferencia entre las semillas masculinas y femeninas es simplemente imposible. La única forma de determinar si una semilla de calidad dará como resultado una planta masculina o femenina es a través de pruebas genéticas. Así que si quieres una apuesta segura, lo mejor es utilizar semillas de cannabis feminizadas, como todas las que tenemos en nuestro catálogo de Kannabia.

Hacer un corte y dividir el tallo con un palo (o incluso insertar un tornillo como a Frankenstein) para aumentar el THC

El estrés deliberado de las plantas de cannabis, mediante la división del tallo y la inserción de un palito de helado para que el hueco se mantenga abierto, se vendió una vez como un método beneficioso para obtener un mejor producto. Es la misma teoría que dejar a las plantas sin regar durante los últimos días del cultivo: un estrés intenso hace que la planta “piense” que va a morir y ponga todos sus esfuerzos en producir más cannabinoides. Pero hacerle esto no tiene ninguna base científica, por lo que lo más seguro que obtengas es un estrés sobredimensionado que acabe con la planta antes de tiempo, cuando no una herida que atraiga todo tipo infecciones y patógenos. Así que ya sabes, aplícate la máxima de “quien te quiere no te hará sufrir” y obtendrás resultados acordes con el amor que le profesas a tus plantas.

Kannabia Seed Company vende a sus clientes un producto de colección, un souvenir. No podemos y no daremos consejos de cultivo ya que nuestro producto no está diseñado para este propósito.

Kannabia no se responsabiliza del uso indebido que terceros hagan de la información publicada. El cultivo de cannabis para consumo personal es una actividad sujeta a restricciones legales que varían de estado a estado. Recomendamos consultar la legislación vigente en su país de residencia para evitar la participación en cualquier actividad ilegal.

Genética americana

Gelato-K

Desde: 11.00€

Edición Limitada

Cherry Dream

Desde: 38.00€

Cannabinoides, THC Bajo

CBDV Auto

Desde: 14.00€

Comparte: