Back to top
Usos sorprendentes del cáñamo

Casi siempre, cuando hablamos de cannabis, tendemos a pensar inmediatamente en sus usos recreativos o terapéuticos. En ocasiones, incluso, en la utilización que se da a sus fibras para obtener tejido. Y es cierto que son los usos más conocidos y extendidos. Pero la utilización industrial del cannabis va mucho más allá. Algunos de los usos de esta planta milenaria y versátil te sorprenderán:

  • Construcción: a partir del cáñamo se obtiene un material, el hempcrete, un elemento biocompuesto de gran resistencia pero maleable con el que se puede realizar todo tipo de estructuras de construcción. El hempcrete puede llegar a ser hasta siete veces más resistente que el hormigón pero es el doble de ligero y tres veces más maleable, lo que lo convierte en un material todoterreno que multiplicaría por diez la durabilidad de edificios realizados con él. Es además un material sostenible, procedente de un cultivo de rápido crecimiento y cuya huella de dióxido de carbono es cero.
  • Biocombustible: también se puede obtener una alternativa a los combustibles fósiles. La planta de la marihuana, tras un proceso de tratado y fermentación, produce un alcohol que recibe el nombre de bioetanol, que mezclado con el combustible fósil minimiza el impacto de contaminación y mejora el rendimiento. Además, libera menos residuos.
  • Vehículos: gracias a la ligereza de los materiales obtenidos del cáñamo sin perder resistencia por ello, se utilizan estos en la construcción de vehículos. De esta manera se obtienen vehículos más eficientes, resistentes a abolladuras, menos quebradizos y además biodegradables. Este nuevo tipo de vehículos se conocen como “Renew” y serán una alternativa verde a los realizados con los materiales habituales.

 

 

  • Cosmética capilar: el aceite que se extrae del cáñamo es muy nutritivo, es absorbido fácilmente por el cabello y no deja residuos grasos. Además, entre sus propiedades se cuenta la aceleración del crecimiento y la hidratación. Además, frena la caída del cabello y ayuda a la formación de nuevas raíces. Podemos encontrar estos aceites como componentes de champús, acondicionadores y geles que podemos incorporar fácilmente a nuestras rutinas de higiene y belleza sin alterarlas.
  • Harinas: la harina de cáñamo, que se consigue a partir de las semillas de la planta, no contiene gluten, por lo que provoca menos intolerancias alimentarias. En su procesado no se utilizan agentes blanqueadores y además contiene los ocho aminoácidos esenciales. Tampoco contiene ácidos grasos insaturados.
  • Papel: a partir de las fibras de la planta de marihuana se puede obtener un papel que contiene más celulosa que el papel convencional. Además, el crecimiento de la planta es muchísimo más rápido que el de los árboles (los tallos de cáñamo crecen en cuatro meses, mientras que los árboles tardan entre 20 y 80 años) lo que ayuda a reducir la deforestación. El papel de fibra de cáñamo es, además, mucho más duradero. No amarillea, ni se agrieta ni se deteriora. Con este papel se puede fabricar desde papel de lijar a bolsitas de té, filtros, papel de fumar, higiénico…
  • Plásticos: se trata de un potencial sustituto de los plásticos petroquímicos, ya que es un material ligero, duradero y biodegradable con un impacto mucho menor en el medio ambiente. Las características de esta planta en cuanto a cantidad cosechada por metro cuadrado, la rapidez de crecimiento y su sostenibilidad medioambiental convierten este cultivo en uno de los más eficientes.

En definitiva, las múltiples aplicaciones del cáñamo y la cantidad de productos que se pueden obtener de él, así como su eficiencia y aprovechamiento, lo convierten en uno de los cultivos más versátiles que podemos encontrar. El aprovechamiento de prácticamente todas sus partes, así como su velocidad de crecimiento e, incluso, los beneficios que proporciona al suelo donde se cultiva, justificarían el proceso de repunte que está viviendo la industria en este sector.

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

Comentarios

Kannabia seed Company vende a sus clientes un producto de colección, souvenir. No podemos ni debemos dar consejos de cultivo pues nuestro producto no está destinado a tal fin.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada. El cultivo de cannabis para el auto consumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos Estados. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.